Faringitis

La faringe es una especie de tubo muscular que se encuentra detrás de las fosas nasales y de la boca, llegando hasta la parte superior del cuello donde se une con el aparato digestivo y las vías respiratorias. Gracias a la faringe el aire llega hasta la laringe y el alimento alcanza el esófago. Tanto la calidad del aire y del alimento pueden afectar a la faringe y facilitar su inflamación, la faringitis.

El aire frío respirado por la boca, las bebidas frías, el alcohol, el tabaco, hablar mucho facilitan la aparción de la faringitis. Se manifiesta por pinchazos o dolor al tragar un alimento, sensación de ocupación del cuello, ligero picor, secreciones y tos.

Hay que respirar siempre por la nariz para calentar el aire antes de que llegue a las vías aereas. Debemos evitar los ambientes secos y se pueden usar humidificadores y vaos de eucaliptos o de laurel o de hierba buena. Hay muchos casos de faringitis recurrente debido a fumar, desbio del tabique nasal, o sinusitis crónica.

Dormir junto a una cebolla partida por la mitad. darse vicks vaporuts en los pies y ponerse calcetines.

Tomar:

Infusión de  1 cucharada de espliego-lavanda o de eufrasia que se cuece y al romper a hervir se retira del fuego, se deja seguir haciendose sin fuego durante 10 minutos mas, se deja enfriar, se cuela y se puede tomar hasta 3 tazas al día. No utlizar en exceso ni en tratamientos largos, es estimulante y sube la tensión.

Infusión de 1 cucharada de llantén o de equinacea,  que hierva durante 3 minutos, se deja hacer sin fuego y templar, colar y tomar 2-3 veces al día.

Infusión de poner a hervir 1 taza de agua con 1 cucharada de tomillo, cuando ya hierve se retira del fuego y se deja hacer retirado y tapado otros 15 minutos, colar y añadir el jugo de 1 limón y 1 cucharadita de miel.

Hacer tu propio jarabe de zanahorias con: se rallan 2 zanahorias y se dejan macerar toda la noche con 4 cucharadas de miel, a la mañana siguiente se cuela y se añade el jugo de 1 limón, se toma ese líquido duarante 1 día tendiendolo en la boca y ensalivándolo.

Tomar zumo de tomate, se trituran 2 tomates y se toma el jugo 2-3 veces al día.

Hacer gárgaras con infusión de 1 cucharada de salvia o de zarza o de pino o flor de sauco o de cebada integral.

Beber 3 tazas o hacer gárgaras con infusión de orégano.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s