Cáncer de ovario

Motivos para ir al médico para que nos revise y compruebe si tenemos cáncer de ovarios o no:

  • Frecuentes dolores de espalda: El dolor de espalda puede ser causa de una gran variedad de padecimientos, si no padeces de artritis, osteoporosis o algún padecimiento similar y aún así padeces de frecuentes e intensos dolores de espaldas.
  • Dolor en la parte baja del abdomen: Dolores y calambres frecuentes en la zona baja del abdomen, y también una cierta pesadez en la zona de la pelvis.
  • Ciclos menstruales irregulares: Tener sangrados vaginales o tener el ciclo menstrual de forma irregular en los últimos meses y sin razón aparente.
  • Fatiga.
  • Saciedad inmediata.
  • Dolores al mantener relaciones sexuales.
  • Vómitos y náuseas: Que pueden ser causados por otros padecimientos además del cáncer de ovarios.
  • Estómago inflamado
  • Crecimiento o pérdida del cabello
  • Estreñimiento frecuente

Una detección temprana puede aumentar la expectativa de vida hasta un 95%. En el cáncer de ovario los síntomas pueden aparecer cuando la enfermedad ya está bastante avanzada y es difícil de tratar. Este tipo de cáncer es el segundo de tipo ginecológico más común entre las mujeres, pero es el que tiene más alta tasa de mortalidad ya que en casi todos los casos se descubre cuando es demasiado tarde.

La detección temprana de esta enfermedad aumenta la expectativa de vida hasta un 95%. El cáncer de ovario puede aparecer en cualquier edad, pero el riesgo crece a partir de los 50 años en adelante, siendo las mujeres de 65 años las que corren un mayor riesgo de padecerla.

Distensión abdominal o hinchazón: aunque es un síntoma común de diferentes problemas de salud, sentir el estómago inflamado y notar que el abdomen aumenta nos podría estar indicando un cáncer de ovario. Si notas que con frecuencia te ocurre este problema, lo mejor es que consultes al médico.

Síntomas digestivos: además de la distensión abdominal, síntomas como la indigestión, estreñimiento, calambres y molestias abdominales, o cualquier cambio en las deposiciones, también son señales de alerta.

Dolor de espalda: si experimenta dolor en la parte baja de la espalda y no tiene alguna razón para explicarlo, puede ser otro síntoma de esta enfermedad.

Micción frecuente e incontrolable: si de un momento a otro empiezas a sentir ganas de orinar frecuentes y que casi no puedes controlar, puede que algo no ande bien. Por lo general, estas molestias vienen acompañadas de un dolor o ardor al orinar y frecuente deseo de orinar en intervalos cortos. Estos síntomas pueden indicar la debilidad de los músculos del suelo pélvico, o también pueden ser síntomas claros de una infección urinaria. Sin embargo, es importante consultar al médico, ya que se ha demostrado que también pueden ser síntomas comunes del cáncer de ovario.

Pérdida o aumento de peso inexplicable: muchas mujeres suelen sentirse muy contentas cuando pierden mucho peso inexplicablemente, pero deben saber que esto no es normal y puede ser signo de que algo anda muy mal en el organismo. Lo mismo ocurre cuando hay un aumento de peso inexplicable. Por lo general también se puede experimentar una pérdida del apetito o sensación de saciedad todo el tiempo.

Fatiga: las personas pueden sentir fatiga por muchos problemas de salud e incluso estrés. Sin embargo, este síntoma también es bastante común cuando se padece de cáncer de ovario. Sentirse frecuentemente cansado, sin energías y débil es signo de que algo no está bien.

Dolor durante el acto sexual: si en lugar de disfrutar sus relaciones sexuales nota que frecuentemente siente dolor, consulte al médico ya que también es un síntoma común de cáncer de ovario.

Otros síntomas que tener en cuenta:

  • Sangrado vaginal en mujeres posmenopáusicas.
  • Náuseas o vómitos.
  • Anemia.
  • Dolor de estómago frecuente.

Métodos de diagnóstico: La ecografía, la tomografía axial (TAC), la resonancia magnética y un análisis de sangre llamado CA-125.

Una de las formas más comunes de este tipo de cáncer aparece cuando las mujeres llevan ovulando ya bastante tiempo. Es más común verlo en mujeres mayores, en aquellas que nunca han estado embarazadas o las que presentan la menopausia con algo de retraso. Existe una amplia variedad de posibilidades para tratar este padecimiento, como la quimioterapia, inmunoterapia, la terapia de hormonas, la radioterapia o la cirugía.

Remedios naturales que puedes utilizar para ayudar a combatir el cáncer de ovario:

1. Setas shiitake

Existen una gran variedad de setas en todo el mundo y muchas de ellas han servido para tratar diferentes afecciones del cuerpo.

En Japón el extracto de esta seta se utiliza desde hace siglos como remedio alternativo. Se consume en forma de infusión para combatir el cáncer de ovario y otros padecimientos.

2. Té de menta

Siempre es buena idea preparar una buena cantidad de este té en los días en que el tratamiento es más agresivo.

3. Cebollas moradas

Es posible que esté considerada como una de las verduras más simples. Sin embargo, las cebollas moradas están llenas de químicos que ayudan a combatir el cáncer de ovario como:

  • La quercetina
  • La apigenina
  • Antocianinas

En general, todos los tipos de cebolla son beneficiosas. No obstante, las cebollas moradas son mucho más potentes y te aportan una gran dosis de antioxidantes.

Esto hará que el progreso del cáncer sea mucho más lento y dará tiempo a los tratamientos médicos de hacer un mejor trabajo.

4. Tomar el sol

Aquí tienes el remedio para combatir el cáncer de ovario más sencillo de todos. Tomar un poco de sol aporta a tu cuerpo vitamina D.

Por si no lo sabes, esta ayuda a combatir los tumores en gran medida, además de que reduce las posibilidades de sufrir de cáncer de ovario.

5. El jengibre

Gracias a sus compuestos activos (gingerol, zingerona y shogaol), el jengibre es un potente anticancerígeno e inhibidor del crecimiento de las células dañinas.

6. El pescado

Los pescados conocidos como “azules” son, sin duda alguna, la mejor fuente de ácidos grasos omega 3 que existe, por lo que también son muy adecuados para cuidar de tu salud cardíaca.También  ayuda a protegernos del cáncer gracias a sus propiedades antiangiogénicas. Esto significa que las células cancerosas mueren de hambre debido a que se corta su suministro de sangre.

Con esto también se impide su desarrollo.

7. Té verde

Para evitar desarrollar cáncer de ovario debido a factores ambientales o genéticos, debemos incluir una buena taza de té verde todos los días.

Ninguno de estos remedios para combatir el cáncer de ovario son una cura por sí mismos. Por esta razón es importante que los usemos como complemento a los tratamientos que nuestro médico nos recomiende.

También es importante que converses con tu nutricionista para asegurarte de que estás llevando una dieta sana  para el cáncer.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s